PROFESOR JAMES P. CONLAN: UNA VOZ QUE NO LOGRAN CALLAR

Universidad-Puerto-Rico-Recinto-Rio-Piedras3_Carrusel

xtranjero

 IMG_2291-1200x800

“Students are not workers. They have no right to strike. They have no right to a free or virtually free education under existing UPR law. Article 32 of the Reglamento General of the University of Puerto Rico (below) prohibits interference with the academic and administrative calendar. Interference with the academic calendar is a violation of the Reglamento, a violation of the conditions of attending the UPR, a tortious act, and a violation of the civil rights of other students and employees, including mine. Impeding access to educational and health services has recently been made a crime.” Prof. James P. Conlan

 Yo trabaje de guardia de seguridad de Capitol Security Police en el Recinto de Rio Piedras de la UPR durante la huelga del 2010-2011. Yo vi las hortalizas sembradas frente a la Facultad de Ciencias Sociales y vi las matas de marihuana sembradas detrás de la Facultad de Derecho. Encontré a un “maestro budista” quien dormía con sus estudiantes en uno de los vagones/salones frente a los “4 Grandes”. Yo estuve en la Facultad de Ciencias Sociales durante la “Noche de las Camisas Negras”. Yo vi la cafeteria montada en Generales Nuevo donde los estudiantes cocinaban arroz, habichuelas y bistec encebollado mientras que sus padres peleaban con la policia para traerles agua. Los vi rompiendo puertas de salones para dormie con aire acondicionado. Los vi rompiendo las plumas comunales para banarse al aire libre.

 

En esos meses yo vi con mis propios ojos el como el Recinto de Rio Piedras de la UPR fue convertido en una comuna, una canasta de anarquía y de desorden donde proyectaban películas revolucionarias en una sábana para la prensa frente a la Lázaro y cuando la prensa se iba, las quitaban y ponían películas pornográficas. 

Yo fui estudiante del Profesor James P. Conlan. Es una persona seria, inmovible en sus convicciones y a diferencia de otras personas, tiene argumentos que sustentan sus posiciones.

El “problema” que tiene el Profesor Conlan es que el simplemente no se deja callar y/o intimidar.

El “problema” que tienen los que buscan silenciarlo y/o intimidarlo es que:

 12.jpg7lymgm

A. El Profesor Conlan es abogado, egresado de la misma escuela de derecho de UPR. 

B. El Profesor Conlan es un jugador de Rugby y practicante de artes marciales de más de seis pies de alto.

 Conlan go

La práctica común de intimidar a través del discurso retorico y/o rodearte físicamente no va a funcionar con el.

Grande fue la sorpresa de un grupo de estudiantes en el 2011 cuando el Profesor Conlan llego al Portón #1 en pleno paro a entrar a su oficina. Cuando empezaron a gritar y guapearse, el Profesor Conlan dijo que no se le podía impedir la entrada a su lugar de empleo y que si le ponían las manos encima, el se iba a defender.

Ellos le fueron pa’encima y él se defendió. Entre 4 estudiantes le dieron varios tortazos.

Grande fue la sorpresa de este grupo de estudiantes cuando se dieron cuenta que lo único que lograron fue hacerlo enfadar. No pudieron cerrarle la boca y definitivamente no lograron meterle las manos.

Asi que ahora, en el 2017 un grupo de estudiantes ha cerrado nuevamente el recinto.

El 29 de marzo del el 2017 quedo grabado en vídeo un momento en el que un estudiante escupió al profesor Conlan, quien  llegó hasta los portones repartiendo copias de la sección de “estorbo público” en el Código Civil.

Un grupo de estudiantes le gritaban para que saliera de los predios cuando uno de ellos lo escupió y después le tiró agua en la cabeza cuando se había bajado a recoger los papeles que repartía.

El estudiante escupidor fue identificado como Ian Camilo Cintrón Moya, líder estudiantil de la huelga del 2010, mismo proceso en el que el profesor Conlan, agredió a un estudiante luego de intentar cruzar los portones. Entonces un puñado de estudiantes “le cayó encima”. A Cintrón Moya se le castigó con una suspensión de dos años pero la suspensión fue levantada y lo premiaron con un puesto de profesor en la misma universidad como maestro de la UHS, escuela superior que maneja la UPR.

Gabriel Díaz, “portavoz del portón de la entrada principal del recinto” dijo al día siguiente que: “Nos parece de antemano que la situación es lamentable, pero hay que recordar lo que el profesor Conlan ha hecho en el pasado, él estuvo el día anterior por los portones creando un ambiente de este tipo”

Díaz sostuvo que aunque no justifican el incidente ni de parte del alumno ni del profesor, lamentaron que “se concentre la conversación del día en un hecho que no duró más de 30 segundos”.

Portavoces del movimiento estudiantil del recinto de Río Piedras aseguraron que este acto “no representa el espíritu del movimiento estudiantil”

“Ante un paro exitoso y un piquete multitudinario y multisectorial, se presenta el profesor James Conlan, profesor con un historial de violencia hacia el estudiantado en clara provocación y en violación a la política de no confrontación que impera en nuestro recinto, decidió intentar romper línea de piquete y provocar a los estudiantes”, dijo Francisco Santiago, uno de los portavoces.

El estudiante fue identificado como Ian Camilo Cintrón Moya, líder estudiantil de la huelga del 2010, mismo proceso en el que el profesor, James Conlan, agredió a un estudiante luego de intentar cruzar los portones y un puñado de estudiantes “le cayó encima”.

“El compañero [Cintrón Moya] decidió tomar acciones que no representan el espíritu de este movimiento”, subrayó Santiago.

“Hacemos un llamado a que se mantenga la política de no confrontación y a que la administración abra el diálogo nuevamente con el estudiantado y a que no haya provocaciones por parte de sectores en contra del paro para de esa manera disminuir incidentes lamentables cuya responsabilidad recaerá en la administración universitario y el gobierno de Ricardo Rosselló por mantener una posición de desinformación e intransigencia”, dijo el portavoz.

La portavoz del Movimiento Estudiantil, Loderay Bracero sostuvo que aunque el liderato estudiantil rechaza la violencia, el profesor Conlan ha mostrado en múltiples ocasiones que tiene un patrón violento contra los estudiantes y que el profesor llegó a la institución a exaltar a los estudiantes cuando sabía que el paro continuaba en pie.

Por su parte, Eva Ayala líder de EDUCAMOS emplazó a la Universidad de Puerto Rico a que hagan una investigación sobre la conducta de agresividad que tiene el profesor Conlan contra los estudiantes  pues aseguró que este tiene un patrón agresivo.

“Desde el punto de vista nuestro de lo que se está dando en la universidad, esa conducta del estudiante fue un evento aislado, nosotros como educadores creemos que el profesor incurrió en un error al ir a la institución cuando sabe que está cerrada y es un claro acto de incitación”, dijo Eva Ayala líder de EDUCAMOS sobre la comparecencia del profesor Conlan a la UPR.

En otras palabras lo escupen, lo golpean, le tiran sus papeles al piso y el agresor es él porque el incita a la violencia.

En el 2015 el profesor Conlan entabló una demanda contra la Universidad de Puerto Rico, la Middle States Commision, la Mid-Atlantic Region Commission On Higher Education, el expresidente del Consejo General de Estudiantes, Guillermo Guasp Pérez y otras 25 personas y/u organizaciones por su descontento con las manifestaciones estudiantiles de la Universidad de Puerto Rico, en el campus de Río Piedras (UPR-RP) pero no la ganó.

El Tribunal Federal desestimó, este jueves, 1 de septiembre, esta demanda civil profesor porque los reclamos que este plantea “no cruzan la línea de lo concebible a lo plausible”.

“Given the pervasive pleading flaws of the Amended Complaint, the Court finds that there is no possibility of crossing the line from conceivable to plausible” (Debido a los defectos del reclamo generalizado de la demanda modificada, la Corte encuentra que no hay posibilidad de cruzar la línea de concebible a plausible) lee las últimas líneas de la desestimación, que no le dan paso a los pedidos de Novel Disseisin, Nuisance, Entry, Waste, False Warranty y la Racketeering Influenced and Corrupt Organizations Act (RICO), entre otros reclamos “civiles, criminales, extranjeros, domésticos, leyes antiguas y modernas…”, según reza la desestimación, redactada por la jueza Carmen Consuelo Cerezo.

La juez Consuelo Cerezo, quien entendió que lo realizado por Conlan estaba tratando de crear una teoría de conspiración por parte de profesores, trabajadores y estudiantes para que se le impidiese a él y a otros entrar y salir del campus del Recinto, desestimó el pleito porque esas conspiraciones “no exponen un acto concreto de ninguno de los demandados”, además de que “no hay base de ningún tipo sobre las alegaciones” de conspiración en el caso.

La demanda radicada por Conlan esbozaba: incertidumbre de a cuándo acabaría el semestre (daños de alrededor de $200 en boletos de viaje), extensión del semestre académico (daños porque el cambio de órdenes le costó alrededor de $500 por semestre) y tiempo restringido para llevar a cabo investigaciones en los semestres en los que el campus estaba cerrado (no dice cuánto, porque entiende que se calcularía por horas de trabajo y por días que no se suponía que impartiera clases, pero que tuvo que darlas).

Además de eso, Conlan reclamó agresiones por parte de estudiantes, el 6 de abril, antes de la asamblea que se celebró; la toma por la fuerza del campus del Recinto; algunos problemas matrimoniales, gracias a la extensión del semestre; ansiedad por el cese de las labores administrativas en la huelga del 2010; así como la fuerte confrontación que tuvo con estudiantes en el portón principal peatonal del Recinto, durante el paro de 48 horas del 2011; entre otros reclamos.

Cabe destacar que Conlan hizo referencia a las huelgas y/o paros que ocurrieron durante octubre del 2004, semestre de primavera del 2005, octubre del 2009 y 2010, noviembre y diciembre del 2010, abril del 2014 y marzo del 2016 por “impedir su derecho a entrar y salir del campus del Recinto”.

Hay que admirar la valentía e integridad personal del Profesor Conlan. Yo el me hubiese buscado otro trabajo hace tiempo.

 bnbnb76767767676

REGLAMENTO GENERAL DE LA UNIVERSIDAD DE PUERTO RICO, ARTÍCULO 32 – ACTIVIDADES EXTRACURRICULARES EN LA UNIVERSIDAD

SECCIÓN 32.1- LIBERTAD DE EXPRESIÓN Y ASOCIACIÓN Y EL ORDEN INSTITUCIONAL

El personal universitario tendrá derecho a expresarse, asociarse, reunirse libremente, formular peticiones, auspiciar y llevar a cabo actividades de toda índole de acuerdo con la Ley y los Reglamentos universitarios, siempre que ello no conflija con otras actividades legítimas y no interrumpa las labores institucionales o quebrante las normas establecidas para salvaguardar el orden, la seguridad y la continuidad de las tareas institucionales, y cumpla con los cánones de respecto propios del nivel universitario. Las actuaciones extracurriculares dentro de la Universidad se llevarán a cabo en forma libre y responsable.

SECCIÓN 32.2 – NOTIFICACIÓN AL RECTOR Y SU PREVIA AUTORIZACIÓN

El uso de cualquier lugar en las facilidades universitarias para la celebración de actos, reuniones o ceremonias, requiere la previa notificación al rector o al funcionario en quien éste haya delegado, así como la previa autorización por el funcionario en cuestión.

SECCIÓN 32.2.1- CRITERIOS PARA CONCEDER O DENEGAR AUTORIZACIÓN

El rector o el funcionario en quien éste haya delegado, concederá las autorizaciones liberalmente, asegurándose de que no existan dificultades tales como la celebración de más de una actividad en un mismo lugar a la misma fecha y hora, o su celebración en circunstancias que interrumpan las funciones universitarias.

SECCIÓN 32.3 – RESPONSABILIDAD DE LOS AUSPICIADORES

A los fines de que no se interrumpa la labor docente y administrativas, ni el buen orden institucional, y sin que esto constituya censura previa, los auspiciadores de cualquier acto, reunión o ceremonia a celebrarse, serán responsables de los medios que se empleen para anunciarlos y de la adopción de las medidas necesarias para mantener el orden y la seguridad durante tales actividades.

SECCIÓN 32.4 – NORMAS APLICABLES A LAS ACTIVIDADES EXTRACURRICULARES AUTORIZADAS EN ESTE ARTÍCULO

A los fines de armonizar el ejercicio de los derechos descritos en el presente Artículo, con las especiales exigencias del orden institucional, y el debido respeto a los derechos de otros miembros de la comunidad universitaria, los participantes en actividades extracurriculares, incluyendo piquetes, marchas, mítines y otros géneros de manifestaciones, se regirán por las normas que se enumeran a continuación. Las infracciones a dichas normas conllevarán las sanciones disciplinarias correspondientes.

SECCIÓN 32.4.1- INTERRUPCIÓN O PERTURBACIÓN DE TAREAS REGULARES U OTROS ACTOS

No se interrumpirán, obstaculizarán ni perturbarán las tareas regulares de la Universidad o la celebración de actos o funciones debidamente autorizados, efectuándose en las facilidades de la Universidad.

SECCIÓN 32.4.2 – COACCIÓN O USO DE LA VIOLENCIA

Los referidos actos no podrán conllevar coacción hacia otras personas, ni recurrirán o incitarán a la violencia en forma alguna.

SECCIÓN 32.4.3 – LENGUAJE UTILIZADO

No se usará lenguaje obsceno, impúdico o lascivo.

SECCIÓN 32.4.4 – DAÑOS A LA PROPIEDAD

No se producirán daños a la propiedad de la Universidad o a la de otras personas ni se incitará a producirlos.

SECCIÓN 32.4.5 -ACCESO Y SALIDA PARA LAS FACILIDADES

No se obstaculizará en momento alguno el libre acceso y salida de personas de las facilidades de la Universidad y de las aulas o edificios que forman parte de la misma.

SECCIÓN 32.4.6 – TRÁNSITO DE VEHÍCULOS

No se obstaculizará ni interrumpirá el tránsito de vehículos dentro de las facilidades de la Universidad.

SECCIÓN 32.4. 7 – USO DE AMPLIFICADORES DE SONIDO

No se utilizará altoparlantes, bocinas ni instrumento alguno por medio del cual se amplifique el sonido, fuera de las aulas o salas de conferencia que los requieran, sin autorización previa escrita del rector correspondiente o del funcionario en quien éste haya delegado, de acuerdo con las normas que deberán ser adoptadas y promulgadas por cada uno de los recintos y otras unidades institucionales, para tales fines. En todo caso, el uso de tales instrumentos se realizará en forma tal que no constituya una infracción a las normas contenidas en este Reglamento.

SECCIÓN 32.4.8 – PIQUETES Y MARCHAS DENTRO DE EDIFICIOS

No se podrá llevar a cabo piquetes ni marchas dentro de ningún edificio de la

Universidad.

SECCIÓN 32.4.9 – PROXIMIDAD A SALONES DE CLASE U OFICINAS

Las manifestaciones, mítines y piquetes notificados previamente o los que surjan de forma espontánea, se llevarán a cabo a una distancia de no menos de 250 metros del salón de clases más próximo u oficina administrativa. El Presidente o el rector podrán designar un sitio específico en las facilidades de la Universidad donde tales actividades puedan llevarse a cabo y para la celebración de estos actos en el sitio designado, no será necesario notificar previamente al rector o a sus representantes.

SECCIÓN 32.4.9.1- SITUACIONES ESPECIALES

En aquellas facilidades de la Universidad en que, por la configuración física de sus terrenos y edificios, se hace imposible cumplir con la disposición anterior relativa a la distancia de 250 metros del más próximo salón de clase más próximo u oficina administrativa para la celebración de tales actos, se faculta al Presidente o al rector a adoptar aquella distancia mínima que razonablemente sea suficiente para cumplir con los propósitos de este Reglamento.

SECCIÓN 32.4.10 – SUSPENSIÓN TEMPORERA DE LOS DERECHOS RECONOCIDOS EN EL PRESENTE ARTÍCULO

En caso que exista peligro claro e inminente de que el ejercicio de los derechos reconocidos en el presente Artículo habrá de resultar en la interrupción, obstaculización o perturbación sustancial y material de las tareas regulares de la Universidad, o de otras actividades o funciones legítimas universitarias, efectuándose en las facilidades de la Universidad, los rectores podrán, por resolución escrita fundamentada suspender temporalmente tales derechos en sus respectivos centros educativos. Igual derecho le asistirá al Presidente de la Universidad, con relación a todo el Sistema. En caso de que se ejercite el poder aquí conferido a los funcionarios de la Universidad, esta prohibición no podrá extenderse por más de treinta (30) días, a menos que la Junta de Síndicos autorice extender la misma por un período mayor.

ARTÍCULO 33 – EXPRESIONES PÚBLICAS INDIVIDUALES

En sus expresiones públicas individuales, todo miembro del personal docente o no docente, se asegurará que las mismas no se entiendan como hechas a nombre de la Universidad, o alguna de sus dependencias, excepto en aquellos casos en que se le haya autorizado oficialmente a representar a la institución. En tales casos, las expresiones estarán dentro del marco de la autorización otorgada.”

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s